El TS declara la nulidad parcial de la hipoteca “multidivisa” por falta de transparencia

El TS en Sentencia 608/2017 de 15 de noviembre, siguiendo doctrina jurisprudencia del TJUE, concluye que el préstamo hipotecario en divisas no es un instrumento financiero regulado por la Ley Nacional del Mercado de Valores, sino que se debe aplicar la normativa sobre mercado de valores regulada por la Directiva Comunitaria al respecto [The Markets in Financial Instruments Directive (MiFID) in the framework of European Union (EU)] que los tribunales españoles deben aplicar de conformidad con la jurisprudencia del TJUE. Es por ello que resulta de aplicación la normativa de protección de consumidores y usuarios en cuanto a la obligación de información exigida por las normas de transparencia bancaria cuando el prestatario tiene la consideración legal de consumidor.

Considera el TS que el no haber contemplado este tipo de préstamos bajo la protección de la normativa MiFID no significa que deban estar al margen de la obligación de transparencia bancaria, y máxime cuando la fluctuación en el valor de la divisa puede implicar un recálculo del capital objeto de préstamo implicando por tanto, un grave desequilibrio contractual para el prestatario.

En el caso concreto objeto de recurso, el TS estima un incumplimiento del deber de información al prestatario por parte de la entidad bancaria y declara la nulidad parcial del préstamo así como la eliminación de las referencias a la denominación en divisas del préstamo, que queda como un préstamo concedido y amortizado en EUROS. El Alto Tribunal entiende que declarar la nulidad total podría suponer un grave perjuicio para el consumidor, quien tendría que devolver todo el capital pendiente de amortizar.

En Pena Fraga Abogados le ofrecemos asesoramiento legal sin compromiso sobre las condiciones de su hipoteca multidivisa.